656 33 07 97

Configuraciones Sistémicas y Arquetípicas – Risoterapia – Constelaciones Familiares

Acompañamiento y Asesoramiento Sistémico, Grupal e Individual

Relajación

Sólo se necesitan unos minutos, no requiere esfuerzos sobrehumanos, se puede hacer en cualquier lugar y sus beneficios son tan grandes, que puede incluso cambiar nuestra vida. Hablamos de las terapias de relajación que no sólo compensan el exceso de estímulos y de estrés en la vida actual, sino que liberan el cuerpo y la mente de las tensiones que dificultan el funcionamiento óptimo del organismo, así como los procesos naturales de autocuración.

Uno de los científicos más destacados que demostró ampliamente los efectos benéficos de las prácticas de relajación fue el cardiólogo norteamericanoHerbert Benson, según sus conclusiones la relajación:

– Reduce la tensión de la musculatura. La mayoría de las personas tienen los músculos habitualmente  contraídos, lo que da origen a múltiples molestias e incluso lesiones.

– Modifica los ritmos eléctricos del cerebro. Según Benson, la relajación favorece el predominio de las ondas eléctricas alfa, asociadas con la tranquilidad y receptividad.

– Disminuye la frecuencia cardíaca y baja la presión arterial. La dilatación de los vasos sanguíneos hace  que mejore la circulación y que los nutrientes lleguen a todas las células. Este efecto hace que la relajación sea especialmente interesante para las personas que sufren afecciones cardíacas.

– Reduce la liberación de hormonas relacionadas con el estrés. La adrenalina y la noradrenalina fluyen  en menos cantidad, con lo que se reduce el estrés sobre el sistema circulatorio.

 – Desciende el consumo de oxígeno. Una consecuencia positiva es que también disminuyen los  cancerígenos radicales libres que se producen inevitablemente durante los procesos metabólicos.

– La respiración se hace más regular y profunda. La mayoría de la gente se ha acostumbrado a respirar  de forma acelerada y superficial.

 – Baja la tasa de colesterol en la sangre. El colesterol está relacionado con el desarrollo de la  arterioesclerosis y en la mayor posibilidad de sufrir un infarto.

 – Aumentan el número y la eficacia de las células inmunitarias; por lo tanto, protege de enfermedades  infecciosas e incluso del cáncer.

 – Mejora la actividad intestinal, que suele verse afectada por el exceso de tensión.

 – Afloran sentimientos de calma; también aumentan el control y la confianza en uno mismo.

“A veces lo más importante en todo el día es el descanso que tomamos entre dos respiraciones profundas.” 

Etty Hillesum

Gracias

Share This